Competencia de Robots en la UTN Regional Bahía Blanca

El próximo sábado 10 de noviembre a partir de las 10:30 horas, se llevará a cabo una nueva edición de la Competencia Robótica que organiza el Departamento de Ingeniería Eléctrica de la Universidad Tecnológica Nacional, UTN, en su Facultad Regional Bahía Blanca, las misma se llevará a cabo en las instalaciones de las calles Charlone y Castelli, con entrada libre y gratuita.

Este proyecto está basado en competencias similares que se realizan en todo el mundo, las cuales han sido adaptadas por alumnos de Ingeniería Eléctrica, pretendiendo incentivar a los colegios del nivel Polimodal de la ciudad y de todo el país a incorporar e implementar las últimas novedades tecnológicas a su alcance. Se estima que este año habrá entre 35 y 40 robots en todas las categorías.

Una modalidad que se ha elegido para el concurso es la llamada Sumo, la cual consiste en dos robots de cierto tamaño y peso que tiene como objetivo tirar al oponente de un ring de 1.75 mts de diámetro.

El primer robot que logra sacar en dos ocasiones a su rival gana la pelea. La otra modalidad es la llamada CARRERA, donde dos robots seguidores de línea compiten en un circuito cerrado.

También está competencia de robótica existen dos niveles uno para alumnos del nivel polimodal y otro para alumnos universitarios, ingenieros y público en general que se llama libre.

En el nivel polimodal van a participar este año, además de los colegios locales, instituciones de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, escuelas de Neuquén y de Punta Alta.

En la categoría Libre participaran alumnos de esta casa y alumnos de las Facultades  de Paraná y San Nicolás de la UTN.

Para los interesados en concursar o asistir pueden recabar a la dirección: competenciarobotica@frbb.utn.edu.ar o dirigirse al Departamento de Ingeniería Eléctrica de la UTN, en el horario de 16:00 a 20:00 horas.

La deshumanización de las guerras…

liveleak-dot-com-91086-onthecover.jpg Todo cambia, nuestro estilo de vida, nuestras tecnologías y también la forma de hacer las guerras. Como persona amante de la ciencia ficción y de los libros de Isaac Asimov me da un poco de resquemor ver como tres robots “letales” de nombre TALON SWORDS desarrollados por la empresa Foster Miller con un costo aproximado de producción de 2.5 millones de dólares y aprobados por ARDEC (Centro de Investigación, Desarrollo e Ingeniería de Armamento Norteamericano) acaban de entrar en actividad en la zona de Irak.

Según sus creadores, TALON SWORDS fue diseñado para ser controlado remotamente en misiones de combates consideradas de alto riesgo para los humanos como lo pueden ser un sitio cerrado, o un área propensa a emboscada por francotiradores enemigos. El mismo se encuentra equipado con una ametralladora liviana M240 y/o M249, además de contar con la capacidad de incluir un lanzagranadas con municiones antitanques de 40mm.

talon-af-web.jpg

Los tres TALON SWORDS que actualmente se encuentran operativos están bajo el control de la tercera división de infantería, los cuales aseguran que solamente fueron utilizados para tareas de patrullaje y reconocimiento. Como si tres robots asesinos fueran pocos, el ejército autorizado la compra urgente de 100 robots más, pedido que se encuentra en espera dada la falta de financiación para dicha área como consecuencia del pésimo año fiscal de la economía Norteamericana.

En estas guerras del nuevo milenio en donde todo parece indicar que matar se convertirá en un mero hecho remoto, llegara un punto en que los operadores de estos “robots” no sabrán diferenciar entre un juego de simulador y la vida real.

Sueños de Robot

Hurgando en youtube vídeos referentes a Isaac Asimov , encontré por casualidad un cortometraje chileno el cual hace referencia a uno de sus clásicos relatos cortos, Sueños de Robot. El vídeo dura aproximadamente 10 minutos y fue creado por Navras Producciones.

http://www.youtube.com/watch?v=4jaujk5aQ2g

“Sueños de Robot” involucra a la Doctora Susan Calvin, Principal Robopsicologa en US Robots. Una empleada en US Robots, (La Dra. Linda Rash), le informa a la Dra. Calvin que uno de los robots de la compañia esta experimentando sueños. La empleada revela que ella ha diseñado el cerebro del robot con un diseño de geometría fractal. La Dra. Calvin cuestiona al robot sobre que ha soñado y este le contesta que sonó que ve trabajar muy duro y de mala gana, a otros robots, pero que el no sueña a ningún hombre. Posteriormente la Dra. Calvin deja volver a “Dormir” al Robot y después lo despierta para que le cuente que fue lo que había soñado en ese lapso de tiempo, el robot le cuenta que ve a un Hombre que dice “Deja libre a mi gente!!”, la Dra. le pregunta quien era el Hombre, y el Robot contesta: “Yo era el Hombre”. Wikipedia.

Made in Argentina: Multiplo

Multiplo™ es un Sistema Constructivo de Alta Tecnología. El primero en su tipo especialmente diseñado para facilitar al usuario el diseño y la implementación de robots plenamente funcionales. No sólo juguetes, sino robots reales. Multiplo™ es la suma de cuatro subsistemas altamente integrados: El Software, la Electrónica, la Mecánica y la Documentación. Cada uno de ellos tiene exactamente la misma importancia dentro del conjunto, manteniendo una filosofía, forma y estética comunes. Juntos, forman un potente entorno de diseño y desarrollo, introduciendo enormes posibilidades en el mundo de la creación de robots. A medida que el sistema va creciendo, es posible construir desde pequeños robots móviles basados en ruedas, hasta bípedos y humanoides, pasando por vehículos autónomos de vuelo eléctrico vertical o incluso criaturas reconfigurables. Multiplo™ está basado en tecnologías patentadas, y en patentes pendientes de XiOR.

Future Combat Systems -Assault on Normandy-

This movie requires Flash Player 8

Abre sus puertas la primera clínica para robots en el mundo

Vía Ansa | La primera clínica en el mundo exclusiva para pacientes cibernéticos abrió sus puertas en la ciudad japonesa de Osaka bajo el auspicio del doctor Kazuhiro Ono, experto en robótica y con gran experiencia en este sector.

En efecto, más propietarios de robots podrán dormir tranquilos pues desperfectos o achaques mecánicos podrán ser reparados en la Akazawa Robot Clinic del doctor Ono, quien se hace llamar «robodoctor».

El «robodoctor» explica que la estructura por él dirigida no es un vulgar centro de reparaciones, como se podría pensar, sino «propiamente una verdadera clínica para ciberpacientes».

Esta clínica tiene el aspecto de una oficina mecánica, pero la organización de los espacios recuerda a un hospital convencional.

El recorrido comienza en la guardia, donde el enfermo de turno es convenientemente revisado y recibe un diagnóstico clínico. Luego, en la primera visita (que tiene un costo de 5.000 yenes, unos 34 euros) se revisan los síntomas y a ello le sigue la internación.

Tras la operación (terminantemente prohibido hablar de «reparación») el robot-paciente es trasladado a la sala ‘Rihabiri’ (rehabilitación), donde se controla detenidamente el resultado de la intervención antes de enviar (mediante paquete postal) al paciente a su casa.

Los síntomas más frecuentes de los robots dañados están ligados principalmente al mal funcionamiento de los componentes que trabajan en la parte motora, explica Ono.

«El tiempo medio de internación, salvo casos realmente muy graves, es de alrededor de una semana. Estamos listos para intervenir sobre la casi totalidad de los robots presentes en el mercado con la máxima profesionalidad que deriva de una experiencia de más de una década», aclara Ono.

La clínica de los robots nació en la sede de ‘ystec Akazawa, una empresa que fabrica, además de «curarlos», robots de pequeñas dimensiones.

El último ejemplar, que se llama «Plen» y que ganó un premio en Estados Unidos, es una especie de pequeño robot de compañía de apariencia amorfa, controlable por teléfono celular vía Bluetooth (norma que define un estándar de comunicación), que sabe bailar, patinar y patear pelotas.

La idea de la clínica nació porque, al decir del presidente Yohei Akazawa, «los propietarios de los robots terminan inevitablemente por desarrollar sentimientos hacia ellos: finalmente el autómata no es un ser humano, pero tampoco es una simple y fría máquina».

El primer paciente cibernético de la Akazawa Clinic llegó desde Tokio hace tres semanas, inmediatamente después de la inauguración del servicio: un pequeño robot de 30 centímetros de altura afectado en su parte motora. Este pequeño robot fue prontamente atendido por el «robodoctor» de Osaka y ya recobró su salud.

«Son muchos los robots que necesitan asistencia. Cuando no se sienten bien, deben indefectiblemente visitarnos como sucede cuando uno va al médico de la familia por algún malestar», invita Ono.

Las cifras relativas al mercado de la robótica en Japón registraron, en el año fiscal 2005, 670.000 millones de yenes (4.500 millones de euros).

Los analistas prevén un fuerte crecimiento del sector, con una demanda siempre creciente de robots industriales.
Expertos esperan ya para el año 2025 negocios por 6,2 billones de yenes (42.000 millones de euros).