Robots con Sangre Artificial

Resultado de imagen de Robot

El investigador James Pikul, de Pennsylvania, ha publicado un estudio donde muestra cómo crear un sistema circulatorio para robot.

Pikul creó un sistema que permite que los robots tengan un componente basado en sangre sintética, la cual sirve como fluido hidráulico, para proporcionar movimiento, pero también se trata de una solución electrolítica que proporciona energía al robot.

De este modo, creó un pez león robótico al que se le instaló este sistema circulatorio de sangre artificial. La sangre en cuestión es básicamente una batería de flujo redox, es decir, almacena energía en una solución líquida de electrolitos.

MITU – El Lego Mindstorms de Xiaomi

Xiaomi cada vez nos sorprende con más gadgets, en este caso es un kit similar al famoso Lego Mindstorms con casi 1000 piezas, 6 sensores (movimiento, posición, giroscopio, infrarrojos, ultrasonidos y un sensor de color. ) y 6 motores, programable desde la App para Android y iPhone/iPad (Xiaomi MITU Mi Robot Builder).

Con esta App programar es muy sencillo, basta con arrastrar diferentes acciones con el dedo para que se realicen de forma automática y encadenadas, y dotar de vida a los MITU de Xiaomi.

Lo pueden adquirir desde aquí, aquí y aquí.

Sophia ya puede caminar

El famoso robot humanoide Sophia (famosa por querer destruir los humanos según dijo en una entrevista y ser el primer robot con nacionalidad en Saudí), desarrollado por la compañía de Hong Kong «Hanson Robótics» ya puede caminar gracias a su nueva actualización que incluye un cuerpo completo con total movimiento en brazos y piernas (hasta ahora era solo una cabeza con capacidad de hacer expresiones y hablar).

Vuelve el perro Aibo de Sony

Sony presentó este miércoles en Tokyo la nueva versión de su perro robot, la primera generación de Aibo se presentó en 1999 y fue en 2006 cuando se dejó de fabricar.

El nuevo Aibo mide 30 centímetros  y gracias a diversos sensores, cámaras y micrófonos su dueño podrán interactuar con su amigo incluso a través de un Smartphone.

Saldrá a la venta en enero de 2018, por 1750 dólares.

La batalla de robots gigantes ha empezado

Ayer se celebró en una fabrica abandonada de Japón la primera batalla de robots gigantes pilotados por humanos, esta vez EEUU vs JAPÓN, a continuación tenéis el resumen de la batalla:

Al final el Eagle Prime (EEUU) y Kuratas (Japón) han quedado en empate… El Eagle Prime mide 5 metros de altura y pesa 12 toneladas, mientras que el Kuratas mide 4 metros de altura y pesa tan solo 4 toneladas.

Parece más bien un «show televisivo» tipo los de lucha libre que se emiten por TV, que están totalmente amañados para crear puro espectáculo y así entretener a sus espectadores, pero al menos podemos decir que ha comenzado un nuevo formato de entretenimiento donde los robots son los protagonistas.

Roborace, la carrera de coches autónomos

Roborace es el primer coche de competición autónomo, capaz de competir contra otros vehiculos en un circuito, ha sido diseñado por Daniel Simon.

Está propulsado por cuatro motores eléctricos alimentados con 540 kWh en baterías, y es capaz de alcanzar los 320 km/h gracias a una aerodinámica prácticamente perfecta, ya que no tiene hueco para el conductor (y por lo tanto no necesita cristal, ni retrovisores), además tiene un peso total de sólo 975 kg. Toda la electrónica está gestionada por NVIDIA Drive PX 2, y es capaz de tomar hasta 24 trillones de decisiones por segundo, además está equipado con 8 receptores ultrasónicos, 2 sensores ópticos de velocidad, 6 cámaras, posicionamiento GNSS y 5 sensores de luz.

Via TopGear

Un robot demostrará que el hombre llegó a la luna

audi

Los alemanes de PT Scientists junto a Audi están desarollando un robot llamado Audi Lunar Quattro, con el objetivo de enviarlo al área donde los astronautas del Apolo 17 exploraron la Luna en 1972 (la última vez que los humanos pisamos la superficie lunar), la idea es poder ver el estado del rover que esa misión dejó atrás, el Apollo Lunar Roving Vehicle.

El nuevo Audi Lunar Quattro aterrizaría a 3km de su antepasado y deberá inspeccionar la zona a 200m. de distancia, ya que la NASA exige preservar la zona para la posteridad.